Con·Ciencia y Energía

Aunque los caminos de la búsqueda son numerosos, la búsqueda es siempre la misma ~ Rumi

Categoría: Metafísica (página 1 de 3)

EL VUELO DEL CHAMÁN. Sobre viajes Astrales y desdoblamientos de la conciencia

Chamanes energizate.netPocos fenómenos tan apasionantes, codiciados y sugerentes hay, dentro de lo considerado extraordinario, paranormal o sobrenatural como la proyección astral.

La posibilidad de liberar y proyectar nuestra conciencia más allá de nuestro cuerpo físico, y poder interactuar en puntos distantes con total libertad y autonomía, y casi sin limitaciones, con plena lucidez y recuerdo, resulta no sólo interesante desde el punto de vista intelectual, sino además bastante apetecible para cualquiera con un mínimo de curiosidad.

Si buscas viaje astral en Google, te sale un resultado de 447.000 entradas. 92.000 para “proyección Astral” y los resultados se disparan si buscas los términos en inglés.

El viaje astral es un fenómeno real, testimoniado desde hace miles de años por infinidad de personas y descrito en tradiciones culturales de medio mundo y ensayos científicos en el ámbito de disciplinas como la antropología, la psicología, la física o la neurofisiología.
A cerca de su naturaleza, hay bastante discusión. Yo no termino de entender por qué unas veces me resulta más fácil que otras o por qué algunas veces lo he conseguido voluntariamente y la mayoría es a través de un sueño lúcido, de forma involuntaria, aunque no deja de ser una forma igual de válida. El tema es salir.
En cualquier caso, el fenómeno existe y no es sólo una habilidad, también se puede conseguir aprendiendo algunas técnicas (bueno, y con el consumo de determinados enteógenos, cada cual es libre, aunque la lucidez del estado es indiscutible en caso de hacerlo de la forma natural y no achacable a efectos psicotrópicos).

En Madrid existe un centro especializado en impartir cursos de proyección astral, y son gente muy seria y profesional. Las técnicas son muy buenas y funcionan. Yo hice varios cursos con ellos muy reveladores, es IAC Madrid.

Se denomina viaje astral, proyección astral, desdoblamiento astral, experiencia extracorpórea, viaje fuera del cuerpo, desprendimiento corporal, exteriorización de la conciencia, viaje del alma o su equivalente en inglés: OBE ( out-of-body experience) , acuñado por el psicólogo transpersonal Charles Tart.

viajes astrales energizate.netEl fenómeno consiste en la percepción inequívoca, lúcida y real, de que una parte de quienes somos se separa temporalmente de nuestro cuerpo físico haciéndolo (frecuentemente) bajo la forma de un doble idéntico al cuerpo físico, pero bastante más etéreo que este ( energético).
Hay señales que indican el comienzo de la aventura, la inminencia del desdoblamiento, puede ser un chasquido, un sonido de aceleración, un zumbido interno, alteraciones luminosas, vibración muy grande, sonidos intracraneales muy fuertes o la sensación de que te están despegando un velcro tamaño gigante ( esta última es la mía) etc.

Una vez fuera, se replican los sentidos, se puede ver ( en 360 º) y percibir información de forma instantánea. Cuidado con esta parte, porque no se “ve” como con los ojos físicos, lo que se ve es tan impresionante, múltiples fotones, como si todo brillara en colores fosforitos. Es tan impactante, que la emoción te devuelve al cuerpo.
Lleva un tiempo acostumbrarse al otro lado, los viajeros consumados saben que hay varias fases, superar el terror inicial de verte desde fuera, las emociones de lo que se ve y se escucha, no respirar ( porque no es tu cuerpo físico el que te está transportando..). Al hacerlo…”Zas”, vuelves automáticamente…bueno, y otro sin fin de ellas, para cada uno absolutamente peculiares y particulares.
No hay limitación espacial para la separación, y desear regresar es regresar, así de simple. Como querer levantar un dedo, es levantarlo.

Elchamanismo www.energizate.net chamán viajó antes

En los últimos veinte años, la literatura dedicada al mundo del chamanismo se ha multiplicado.
En líneas generales los elementos fiables de todas las obras que se pueden encontrar en el mercado son resultado de los trabajos pioneros de diversos antropólogos y aventureros que estudiaron el fenómeno en los siglos XIX y XX, indiscutible referente, por su condición compiladora, el experto en religiones Mircea Eliade, y mi admirado Castaneda , que cuenta en muchos de sus libros, cómo se sentía y veía fuera de su cuerpo físico.
Lo llaman el «vuelo mágico» en el universo chamánico.

Es un fenómeno al que alude el citado Eliade al señalar al chamán como alguien a quien

«se estima irreemplazable en cualquier ceremonia que ataña a las experiencias del alma humana como tal, como precaria unidad psíquica, propensa a abandonar el cuerpo y fácil presa de los demonios y de los hechiceros. Por eso, tanto en toda Asia como en América del Norte, y también en otras partes,el chamán asume las funciones del médico y del guerrero: pronuncia el diagnóstico; busca el alma fugitiva del enfermo, la captura y la devuelve al cuerpo que acaba de abandonar. Es siempre el que lleva el alma del muerto a los infiernos, porque es, por excelencia, psicopompo. Es curandero y psicopompo porque conoce las técnicas del éxtasis; esto es, porque su alma puede abandonar impunemente su cuerpo y vagar muy lejos; puede entrar en los infiernos y subir al cielo. Conoce, por su propia experiencia extática, los itinerarios de las regiones extraterrestres. Consigue descender a los infiernos y subir a los cielos porque ya ha estado allí».

(El chamanismo y las técnicas arcaicas del éxtasis. Mircea Eliade. Libro que recomiendo, es un apasionante estudio transcultural de la historia y creencias chamánicas )

El chamán, hombre medicina, brujo, consejero espiritual, médium, etc. es el nexo, el conector entre el mundo de los vivos y el de los difuntos, el de los antepasados, los dioses, los demonios y otros espíritus guías. Tiene el poder y la habilidad, además de la responsabilidad, de comunicar el mundo visible con el invisible, de buscar respuestas y soluciones a muchos problemas que aquejan a su comunidad por desajustes que desde su visión del mundo y la creación tienen lugar en el más allá.

Gran parte de la preparación del chamán, de la adquisición de conocimientos, se producía precisamente en esa esfera espiritual que alcanzaba en sus vuelos, donde era instruido por dioses, espíritus o el alma de otros chamanes.

Curiosamente, muchos proyeccionistas contemporáneos también hablan del acceso a planos o dimensiones sutiles donde son instruidos por maestros y guías. Se accede a información. En eso las cosas no han cambiado demasiado a pesar de los milenios transcurridos, salvo porque hoy en día los viajeros astrales, aunque no hagamos uso de sustancias psicotrópicas, sí podemos utilizar técnicas para desencadenar los desdoblamientos.

El 28 de noviembre de 1989, el periodista el periodista Juan José Benítez, junto con el psiquiatra español Fernando Jiménez del Oso, viajaron a Brasil para grabar parte de la serie de TV «En busca del misterio».
Pretendían acceder a estados alterados de conciencia tras el consumo de Ayahuasca, guiados por Paolo Silva, chamán de una comunidad indígena.
El psiquiatra Jiménez Del Oso abandonó la experiencia ante la dureza de los efectos físicos, pero JJ Benítez llegó hasta el final. Durante el experimento tenía que trasladarse hasta un determinado lugar concreto ( proyectado), a casi 10.000 Km de Brasil, intentar “ver” si en el suelo de una de las habitaciones había sido depositado un objeto que, obviamente, él no debería conocer hasta acabada la experiencia.

Y así fue, no sólo descubrió el objeto, además recorrió muchos otros lugares más.

Existen diversos escenarios, lugares, planos… Robert Monroe, autor pionero, guía de miles de viajeros, y fundador del Instituto Monroe lo cuenta muy bien en Viajes fuera del cuerpo.

La experiencia del viaje astral está íntimamente relacionada con ideas relativas a la supervivencia tras la muerte y también con el concepto de Aura, o cuerpo bio-energético, el campo energético que impregna y rodea al ser humano.

La universalidad de esta percepción o intuición acompaña al ser humano desde tiempo inmemorial y no admite discusión, por mucho que en los últimos siglos una mínima aunque dominante parte del mundo se haya vuelto obcecadamente racional y materialista.

En esencia, ese biocampo es un doble energético, de una densidad mucho menor que el cuerpo físico, una especie de cuerpo de luz de coloración y densidad variable. El aura, que rodea al ser humano y es visible de manera innata para algunas personas, y para el conjunto de los mortales con cierto entrenamiento, y vendría a ser realmente, según la opinión de los psíquicos y ocultistas, el cuerpo astral cuando está unido al físico.

El concepto del aura está tan universalmente arraigado y cuenta con tantos testimonios que resulta complicado negar su existencia. El fenómeno fue descubierto accidentalmente en 1939 por el matrimonio Semyon Davidovich Kirlian y Valentina Kirlian, mientras trabajaban con campos electromagnéticos en el Hospital Alma-Ata de la antigua Unión Soviética, y fue posteriormente muy investigado en los años sesenta y setenta.

Consiste básicamente en la detección fotográfica de un halo luminoso alrededor de dedos, manos, pies, plantas y objetos inanimados diversos.

Los Kirlian investigaron el fenómeno durante más de cuarenta años, pero no fueron los únicos.

Victor Inyushin, de la Universidad de Kirov en Alma-Ata, Kazajistán, trabajó en profundidad sobre este asunto con su colega el biofísico Víctor Adamenko, corroborando efectos como el de la hoja fantasma o la interesante correlación con los meridianos y puntos de acupuntura.

El efecto también sería investigado en los países occidentales, con especial notoriedad por la parapsicóloga Thelma Moss en Estados Unidos, que comprobó, al igual que otros colegas, que la bioluminiscencia era especialmente intensa en las manos de los sanadores y en aquellos objetos, hojas, semillas, etc., que habían sido manipulados por éstos con la intención de «magnetizarlos» o cargarlos de energía.

Muy importantes fueron también las investigaciones iniciadas en los años treinta del siglo pasado por el profesor de Anatomía de la Facultad de Medicina de la Universidad de Yale, Harold Saxton Burr en el terreno de la bioelectricidad y los campos electromagnéticos que genera el ser humano y todo ser vivo.
Burr experimentó de forma rigurosa en este terreno, bautizando a este envoltorio como “Campos de vida” , y proponiendo la existencia de subcampos en órganos o sistemas del cuerpo que estaban en equilibrio con el campo general.

Estaba convencido, y algunos de sus estudios van en apoyo de ello, de que se podía diagnosticar el estado de salud física y emocional o la evolución orgánica en procesos de convalecencia y curación observando las variaciones en el potencial eléctrico de dichos campos.

Esto último se está haciendo ya en muchos hospitales europeos con la maquinita Quantum Schio (Resonancia cuántica). Mi naturópata tiene una, y hace unos meses me diagnosticó una infección que fue posteriormente confirmada con una prueba médica…. la pera, sí. La maquinita ya lo sabía, y también sabía que me faltaban una serie de elementos y me sobraban otros.

Posteriormente, algunos colegas de Buur como el doctor Louis Langman, de la Universidad de Nueva York, verificaron las variaciones de voltaje en mujeres afectadas de cáncer de útero, algo que también comprobó en pacientes psiquiátricos el médico Leonard J. Ravitz, en Yale.

Para el descubridor de los “Campos de vida” el campo electro-dinámico es como una matriz o molde que hace posible la formación de los organismos y su mantenimiento dentro de un patrón u orden a lo largo de la vida.

El biólogo ruso y profesor de histología Alexander Gavrilovich Gurwitsch habló de ello en la década de los veinte al describir la existencia de un campo electromagnético —lo llamó energía mitogénica— en los seres vivos que determina su forma y crecimiento, siendo con ello precursor de la idea de los «campos morfogenéticos» y «campos mórficos» popularizados por Rupert Sheldrake.

campos morficos energizate.netSegún Sheldrake, estamos ante campos de forma; campos, patrones o estructuras de orden. Estos campos organizan no sólo los campos de organismos vivos sino también de cristales y moléculas.

Hay cientos de estudios de eminencias científicas al respecto. A todo ello se han sumado interesantes estudios sobre los biofotones, partículas de luz generadas por nuestro cuerpo a nivel celular.

La luz es energía y está demostrado que somos capaces de generar luz, de manera que a estas alturas no debería extrañarnos tanto la idea de que algo así como un campo energético o aura forme parte de lo que somos.

Las enfermedades y trastornos, antes de manifestarse en lo físico, lo hacen primero en esa dimensión energética, de manera que sería posible diagnosticar de forma preventiva a través de la lectura del aura, e incluso sanar en lo físico mediante la sanación en el plano energético.

A grandes rasgos, en la conexión e influencia descendente desde los planos más sutiles hasta los más densos se encuentra la base de la llamada medicina energética y vibracional, en la que se trabaja manipulando la energía sutil e invisible del ser humano para lograr equilibrarla, desbloquearla o limpiarla, y que eso se traduzca a nivel físico en la desaparición de la enfermedad.

Con independencia del crédito que cada lector le quiera dar, es esta parte sutil la que actúa como vehículo de la conciencia en los viajes astrales.

El viaje astral es relativamente fácil, es el miedo lo que impide a mucha gente hacerlo ( bueno, y la falta de voluntad y de perseverancia en el caso de necesitar alguna técnica concreta, cuyos resultados a veces tardan meses en manifestarse).

No hay peligro, el único peligro es el miedo mismo al peligro, miedo de lo que ya conocemos y, peor aún; miedo a lo desconocido. La buena noticia es que frente a este obstáculo existe una primera y positiva consecuencia: quienes experimentan el viaje astral reducen considerablemente su miedo a la muerte, lo que redunda en una vida más plena.

Chamanes, místicos y ocultistas han transitado ampliamente por esa geografía invisible.
Dean Shields aclamado antropólogo vinculado a la Universidad de Wisconsin, encontró el fenómeno del viaje astral en un 95% de las casi setenta culturas no occidentales que investigó hasta 1978.
En casi el 80%, el viaje astral se producía durante el sueño ( no soy tan raruna).

Hay vigente un historial de cientos de miles de experiencias extracorpóreas relatadas en primera persona por prestigiosos investigadores, antropólogos, psiquiatras, artistas, escritores, neurólogos… El doctor A.S. Wiltse, relató su desdoblamiento en la revista médica Saint Louis Medical and Surgical Journal, sucecida en el transcurso de unas graves fiebres tifoideas que padeció.

Oliver Fox, pseudónimo de George Hugh Callaway, es considerado el primer autor que con cierto grado de rigor estudió el fenómeno de la proyección astral a través de sus propios desdoblamientos. Él los llamaba “Sueños de conocimiento” .

Su libro El viaje astral, es un diario de experiencias personales de lo más recomendable.

El Dr. Waldo Vieira tiene varios libros como este, diarios proyectivos, donde se pude acceder a un montón de conocimientos a través de sus interesantísimas experiencias al otro lado.

Además es el fundador de la IAC, como comentaba al principio de la entrada. La IAC (International Academy of Consciousness)  es una organización dedicada a la investigación experimental, con la finalidad de profundizar el conocimiento sobre las bioenergías, la lucidez psíquica, la salida fuera del cuerpo, y la interacción con seres no físicos, esclareciendo y desmitificando los fenómenos psíquicos y la naturaleza multidimensional de la vida por medio de un acercamiento científico. Su lema es “No creas en nada. Ten tu propia experiencia”.

He de decir que hace unos años ya, estuve asistiendo a muchos de sus cursos formativos, y pude comprender muchas de las incógnitas que me perseguían desde muy pequeña.

Saludos desde aquí a la Directora de IAC en Madrid, Obdulia Chico. Gran profesora y mejor persona.

Sobre lo que pasa “ahí fuera”…. “No creas en nada. Ten tu propia experiencia” 😉

Namaste,

317_eagle_woman_on_mountainsLorena S.

Fuentes:

El chamanismo y las técnicas arcaicas del éxtasis. Mircea Eliade

Tú para siempre. Lobsang Rampa

Instituto Monroe

Guía para explorar nuestra otra dimensión. José Gregorio González

Científicos fotografían el alma abandonando el cuerpo en el momento de la muerte

Me he encontrado otra de esas investigaciones chulas que me gustan a mi.

La investigación es de hace tiempo, ahora se encuentran inmersos en otro tema fascinante, que comentaré en breve.

Resulta que un equipo de científicos ha fotografiado “el alma” abandonando el cuerpo en el momento de la muerte, mediante un sistema de visualización de descarga de gas, una técnica más avanzada que la fotografía Kirlian.

konstantin korotkov energizate.netLa investigación ha sido llevada a cabo por el científico Ruso Konstantin Korotkov.

La técnica desarrollada por Korotkov, que es director del Research Institute of Physical Culture de San Petersburgo, está avalada como tecnología médica por el Ministerio de Salud de Rusia y es utilizada por más de 300 médicos en el mundo para el estrés y monitoreo del progreso de  pacientes enfermos de  cáncer entre otras muchas enfermedades, síntomas o patologías.

Korotkov dice que esta técnica de captación de imágenes de  energía se podría utilizar para ver todo tipo de desequilibrios biofísicos y poder hacer diagnósticos en tiempo real ( de hecho, ya se está haciendo).

El Dr. Korotkov es autor de más de 200 publicaciones en las principales revistas de física y biología, y posee 17 patentes sobre invenciones relacionadas con la biofísica. Tiene una trayectoria en investigación de más de 30 años, combinando un método científico riguroso con una insaciable curiosidad sobre las cosas del espíritu y el alma y con un profundo respeto por la vida.
También es un erudito en filosofía, ha impartido conferencias y seminarios en más de 43 países, y ha organizado ponencias y talleres en más de 100 congresos nacionales e internacionales.

Si se quiere cuestionar la credibilidad de esta historia, que no se haga sobre la base de que no es un científico “creíble”. Es profesor de Ciencias de la Computación y Biofísica de la Universidad Federal de San Petersburgo, en la facultad de Tecnología de la Información, Mecánica y Óptica, profesor de Investigación de la Academia de Cultura Física, en San Petersburgo y Presidente de la International Union for Medical and Applied Bioelectrography, así por nombrar algunas de sus referencias.

En su página web tiene muchas publicaciones a cerca de la medición de los campos de energía humanos, la medición científica del aura humana, y otros temas fascinantes.

Lo más increible es un documento que compila todas sus investigaciones al respecto, un resumen de todos los resultados de sus investigaciones experimentales sobre las reacciones post-mortem del campo energético. Este documento se titula “Experimental investigations of post mortem bioelectrographic images of human fingers.” y se puede encontrar AQUÍ.

Estuvieron midiendo el campo de energía de cuerpos humanos fallecidos utilizando tecnología GDV. Cada hora, durante el protocolo diario establecido, acudían a la sala experimental, para tomar imágenes, lo hicieron durante un período de dos años. Entre los fallecidos había tanto hombres como mujeres de edades comprendidas entre los 19 y los 70 años.
Concluyeron que había 3 grupos principales de fotografías que surgieron durante sus experimentos, y estos grupos de fotografías estaban siempre correlacionadas con el tipo de muerte que sufrió la persona:

1) Curvas en las lecturas de fotos con relativamente poca amplitud de variación. Esto se asoció con una “muerte tranquila” como resultado de motivos naturales, estipulados por la condición del organismo, generalmente en la vejez.

2) Curvas en las lecturas de fotos con picos pronunciados durante varias horas después de la muerte y relativamente poca amplitud después. Esto se asoció con una “muerte inesperada”, como en un accidente de tráfico, seguido por un traumatismo craneoencefálico.

3) Curvas en las lecturas de fotos con grandes variaciones de amplitud, que continúan durante mucho tiempo. Estos se asociaron con una “muerte natural” como consecuencia de la concurrencia de circunstancias desfavorables: un suicidio, un asesinato o una atención médica inadecuada.

Concluyeron que estas curvas se relacionaban con “compuestos energéticos” que en el momento de la muerte permanecían con el cuerpo, y podían ser capturados.

Existe una especie de huella digital del alma que puede ser detectada dentro del cuerpo.

Esta es una imagen tipo GDV:

energizate.net
El studio pretende transmitir la idea de que nuestro sistema físico está correlacionado con estructuras –patrones de información energética, interconectadas con el cuerpo, pero existiendo de manera independiente de él, y en particular de forma indefinida tras la muerte.

Estas estructuras se conforman con el nacimiento, y cambian en un proceso de sinergismo morfogenético.
Sin duda….este es un campo fascinante. No me confirma nada de lo que no tuviera absoluta certeza con anterioridad, pero parece que las voces cada vez se oyen  más alto, y vienen acompañadas de más pruebas, porque la tecnología mejora, y llegará un día en el que no se podrá ocultar más la evidencia.

Lorena S.

Fuentes:

Página oficial del Dr. Korotkov: http://www.korotkov.eu/
http://www.spiritscienceandmetaphysics.com/scientists-photograph-soul-leaving-body-at-death-according-new-study/

“La vida tras la muerte existe y la ciencia debe tomarlo en serio”

Eben Alexander energizate.comMe encanta. Me encanta!. Me llena de esperanza. Cuando en la misma frase se combinan Ciencia y Muerte, estamos ante algo grande, me da un vuelco el estómago.

Me salen mariposas.Me siento como si fueran a venir los reyes con sus regalos.

Me ha gustado mucho este artículo del confidencial. Me gusta tanto como Eben Alexander.

Eben, es un neurocirujano Estadounidense, autor del bestseller “La Prueba del Cielo: El Viaje de un Neurocirujano a la Vida Despues de la Muerte”. En él, relata su Experiencia Cercana a la Muerte. Fue en 2008, mientras se encontraba en coma por una meningitis. Si no lo habéis leído, os lo recomiendo. También hay un vídeo documental por ahí en el que él relata su experiencia.

En sus palabras: La conciencia es independiente del cerebro, la muerte es una ilusión. Una eternidad de esplendor perfecto nos aguarda más allá de la tumba — con ángeles, y también, en regiones o campos intermedios, con bellos seres animales, etc.

Según él, el conocimiento actual de la mente “yace ahora a nuestros pies”.

Sí…así es. Yo también lo sé, he estado ahí, he visto esos campos, bellos seres animales, eso y mucho más.Yo y muchos lo hacemos, pero callamos y lo compartimos en corrillos, esperando..esperando que algún día, muchos nerocirujanos como Eben Alexanders, psiquiatras de prestigio como José Miguel Gaona, investigadoras del campo de la conciencia como Janice Holden, Robert Monroe, Anji Carmelo, Luján Comas, Crystal McVea, Robert Lanza, Sam Parnia, director de investigación sobre reanimaciones en la Universidad de Nueva York..bueno, y muchos otros, muchos, muchos más, se alcen y sean escuchados por una sociedad aterrada y aferrada, y lograr el paradigma del cambio en la ciencia, que cada vez está más cerca!

Os dejo con el artículo, y recordar:

energizate.net

 

Lo ha vuelto a hacer. Después de convertir su libro La prueba del cielo (Planeta) en uno de los grandes éxitos editoriales de los últimos dos años y conseguir que vaya a ser adaptado a la gran pantalla, el neurocirujano Eben Alexander vuelve a abordar su tema preferido, la vida después de la muerte. Y si consigue ser al menos la mitad de exitosa que su anterior entrega, que encabezó el top del New York Times durante cuatro semanas, a buen seguro que le servirá al menos para tener una lujosa vida antes de su muerte.

Con el título de El mapa del cielo: cómo la ciencia, la religión y la gente común están demostrando el más allá, la nueva obra del cirujano de Harvard va un paso más allá y se propone dar voz a todos aquellos que, como él, vivieron una ECM (experiencia a cercana a la muerte), aderezadas con la explicación que algunos científicos intentan dar a tales episodios. Si en su aclamada obra Alexander explicaba cómo, durante la semana que estuvo en coma, visitó otra realidad patentemente real, en esta ocasión son los demás los que cuentan sus propias historias.

Aunque el libro no ha sido aún publicado, la revista Time ha publicado un adelanto en el que queda meridianamente claro el objetivo del doctor, que no es otro que denunciar que la ciencia apenas está teniendo en cuenta estas experiencias, salvo por “un pequeño pero selecto grupo de científicos, que ha decidido tomárselas de manera seria”. Las cualidades de estos son la capacidad de “ponderar, con la combinación de un fuerte rigor intelectual y una apertura de mente vigorosa y empírica que exige toda la buena ciencia”, averiguar qué significan las ECM.
Trascendencia en la era de la razón.

Para Alexander, el debate que tiene lugar en la sociedad está planteado en términos incorrectos. Este suele enunciarse como una lucha entre la religión y la ciencia, en la cual toda defensa de la vida después de la muerte pertenecería a la primera y sería rechazada categóricamente por la segunda. ¿Por qué no estudiar estos casos de la misma manera que cualquier otro objeto de estudio científico, y sin dejar que la superstición enfangue el camino? El cirujano recurre a una cita del físico alemán Werner Heisenberg para defender la pertinencia de dicho enfoque: “Los conceptos científicos existentes cubren siempre tan sólo una parte muy limitada la realidad, y todo aquello que aún no ha sido entendido es infinito”. Es el caso de las ECM.
Los nuevos descubrimientos serán impactantes, pero también profundamente confortables y sanadores; lo sé porque he estado ahí.

Por el momento, el debate se encuentra en el terreno de la ideología. En concreto, en la impuesta por “aquellos que ‘saben’ que tienen razón, y que están determinados simplemente a rechazar, o a abroncar a sus oponentes” (adivinen a quiénes se está refiriendo Alexander). Para el neurocirujano, debajo de este debate “que no lleva a ninguna parte”, se encuentra otra discusión fascinante, que ha sido posible gracias a todos los que han vivido alguna experiencia después de la muerte, paradigmas del cambio en la ciencia que pronto se producirá si se les escucha. “Cuando una persona que ha estado clínicamente muerta vuelve a la vida y describe a los demás su viaje a otros mundos mayores, necesitamos escuchar lo que esa persona tiene que decir y preguntarnos no si suena estúpido o no (los descubrimientos verdaderamente nuevos siempre lo hacen), sino si puede haber algo de verdad en ello”, defiende Alexander.

Pero esta lucha no se produce únicamente entre la razón y la fe, sino también, dentro de nosotros mismos. Alexander utiliza el ejemplo de una viuda que, recién fallecido su marido, no puede creer que el ser humano que tanto amó haya desaparecido sin dejar rastro: lo sabe, tiene el sentimiento de que hay un mundo más allá de lo físico, según los términos del neurocirujano. Sin embargo, en otros momentos, la duda le atenaza y la parte científica comienza a tomar el control. “Sí, ella amaba a su esposo”, explica. “Pero el amor es una emoción, una experiencia subjetiva generada por los procesos electroquímicos de nuestros cerebros, y las hormonas y otros químicos”. En consecuencia, nosotros mismos llegamos a la conclusión de que el amor no es real, y de que el vínculo entre dos almas es “una fantasía”. En definitiva, “no es ciencia”. Y por eso descartamos cualquier posibilidad de que pueda haber vida ultraterrena.

La nueva era de la exploración

De igual manera que Europa vivió la gran era de los descubrimientos entre el siglo XV y el XVII, podemos estar a punto de entrar en una época semejante, siempre y cuando no desconfiemos de esos intrépidos aventureros del más allá, explica Alexander. “Los nuevos descubrimientos serán impactantes, pero también profundamente confortables y sanadores”, explica en dicho adelanto. “Lo sé porque he estado en el límite de ese nuevo mundo y he vuelto. Sé que el amor, la belleza y el bien son reales, y que el alma también es real”. El problema a la hora de creer estas historias, señala el cirujano, es que las vivencias no son vagas ni abstractas, sino tan reales como “la lluvia, la madera, la piedra o la barra de mantequilla de tu desayuno”. En definitiva, “tan ‘teóricas’ como una caja de pollo frito”.
La viuda sabrá que la verdadera persona, que el ser espiritual cuyos ojos ha mirado durante tanto tiempo, sigue viviendo.

¿Cómo es el otro mundo que vio Alexander en la semana que pasó en coma?

Aunque reconozca que pueda sonar “loco”, hay “árboles y flores”, así como “campos y animales”. También hay “agua en abundancia” que fluye en ríos y desciende en forma de lluvia, donde los peces pueden nadar. “Peces no matemáticos, sino reales”. Los objetos pueden parecer tan terrenos como los que vemos en nuestra vida diaria, pero “están más cerca de la fuente, del verdadero centro de nuestro cosmos espiritual/material”. Un más allá que se parece sospechosamente a Minecraft o al fondo de escritorio de Windows.

Por encima de todo, recuerda Alexander, se encuentra el amor. “Nada está alienado, nada está abandonado, y a nadie se les permite la desesperación”, explica. Una vez que comprendamos todo ello, recuerda, los problemas del mundo real como la contaminación, el odio o la sobrepoblación seguirán existiendo, pero serán vistos desde un nuevo prisma, mucho más consolador. Cuando la viuda anteriormente citada piense en su marido, sabrá “con esa certeza que deja de lado todos los argumentos escuálidos y vitriólicos de nuestro actual momento, que la verdadera persona, que el ser espiritual cuyos ojos ha mirado durante tanto tiempo, sigue viviendo”. Un consuelo cercano al que durante siglos ha postulado el cristianismo, sólo que con un delgado barniz científico.

Fuente: http://www.elconfidencial.com/alma-corazon-vida/2014-10-03/eben-alexander-la-vida-tras-la-muerte-existe-y-la-ciencia-debe-tomarlo-en-serio_223849/

Lorena S.

LUNA LLENA Y ALQUIMIA

Las fases lunares influyen sobre el comportamiento humano; Las fases lunares afectan al sueño y la actividad cortical en humanos, regulando la síntesis de melatonina y el ciclo circadiano;Se ha observado un mayor índice de fallecimientos en hospitales durante determinadas fases del ciclo lunar.

Se ha relacionado una mayor incidencia en la formación de piedras en el riñón con fuerzas gravitacionales Lunares; Existe una correlación entre las fases lunares y el agravamiento de determinadas enfermedades mentales
Las fases lunares afectan los resultados de fertilizaciones in-vitro ;

energizate.net

Las fases lunares influyen sobre la supervivencia a largo plazo, y la mortalidad tras cirugía de cáncer de pulmón.
La gravitación de la Luna juega un papel fundamental en la aparición del infarto agudo de miocardio
Se ha observado una mayor incidencia en el número de crímenes durante la fase de Luna llena
Las fases lunares influyen en los niveles de stress 

mujer luna

 

Mujeres… nuestro ciclo menstrual es exactamente idéntico al ciclo lunar, 29,5 días para ser exactos,  y está regido por él, afecta nuestras emociones y nuestra energía. Estamos sincronizadas con la Luna.
Esto es sólo un breve compendio de algunos de los más de 2000  resultados de estudios científicos publicados sobre los efectos de la Luna sobre los seres humanos, y sólo he buscado en el ncbi.

EXISTE UN FENÓMENO REAL y evidencias reales y hoy hay Luna llena, pero no es una Luna llena normal, es una Súper Luna llena, es la primera de tres, las siguientes serán en Agosto y Septiembre.

Científicamente se les denomina Lunas de perigeo, se denomina perigeo al punto de la órbita elíptica que recorre un cuerpo natural o artificial alrededor de la Tierra, en el cual dicho cuerpo se halla más cerca del centro de la misma y por eso se ven tan inmensas y brillantes, porque las estamos viendo desde lo más cerca que podríamos hacerlo.
El punto opuesto, el más lejano al centro de la Tierra, se llama apogeo.

energizate.net
La Luna nos transforma internamente. Esto es  Alquimia

La alquimia y la Astrología son conocidas como las dos ciencias más antiguas del mundo. La alquimia hermética se originó en el Egipto Antiguo, como un arte hermético, y durante la Edad Media dominó otras ramas de la ciencia: la Astrología y la Teúrgia.

La alquimia es el arte de la transmutación de las energías y de la transmutación del propio ser. Implica tanto el ser físico como el espiritual. Según los alquimistas herméticos, el aspecto físico es sólo la mitad y la otra es el aspecto espiritual.

Esto es lo que representa el simbolismo de la diosa egipcia Isis, que sostiene una vela que oculta la otra mitad de los que no son dignos de verla.

Aprovechémonos de la alquimia de esta Luna de hoy. Puedes sentir su energía?

Feliz Luna

Lorena S.

ATENCIÓN PLENA

Encontrar la paz en una cultura estresada y digitalmente dependiente puede ser sólo cuestión de cambiar tu manera de pensar.
Eso es de lo que habla la revista TIME en un artículo sobre la práctica del Mindfulness.
Vivimos en la era de la distracción, y no parece que las cosas vayan cada vez más lentas, por el contrario, todo pasa cada vez más deprisa.

Cada vez más personas practican esta antigua sabiduría de atención plena, no porque sea la moda y esté en todas partes, sino porque es eficaz, sus beneficios son inmediatos, cualquiera puede practicarla y es una manera de hacer frente a una sociedad llena de estímulos, competitiva y exigente.

La atención plena es sencillamente llevar la conciencia a lo que está sucediendo en este momento y poner sobre ello toda la atención, sin juicio. Es tan simple, pero tan profundo que te cambia la vida para siempre. Puedes hacer ejercicio, trabajar, comer, tener una conversación, pensar y vivir con atención plena, y no desde tus automatismos.

mindfulness ENERGIZATE.NET

Cuando traemos la atención a nuestro interior, incluyendo nuestra mente, nuestro cuerpo, pensamientos, emociones y sensaciones físicas, nos convertimos en nuestro propio testimonio.

Te conviertes en parte de la historia. Ser testigo de tus propios pensamientos te crea la oportunidad de cambiar.

No puedes cambiar tu manera de pensar, si no te das cuenta de cómo es, de cuáles son tus ideas. No puedes cambiar tus pensamientos si estás identificado con ellos. No es lo mismo “estar triste” que “sentirse triste”, hay una gran diferencia.
Prestar atención a tu diálogo interior es el primer paso, fundamental para practicar la atención. Lo siguiente es hacer algo con él.

FOMENTANDO LO POSITIVO

Nuestro cerebro es cinco veces más sensible a la información negativa que a la positiva. Esto es una reminiscencia de nuestro cerebro reptil. Cuando prestamos atención intencionalmente a lo positivo, las conexiones neuronales asociadas con recuerdos positivos se fortalecen. Cuanto más lo hagamos, más fácil y con mayor frecuencia conectaremos con esas vías neuronales, disminuyendo nuestro enfoque en lo negativo.
Traer conciencia y atención a nuestros patrones de pensamiento negativo es lo único que nos permite cambiar y reorientar nuestro pensamiento.

ENERGIZATE.NETLa atención es como un músculo y se fortalece con el ejercicio.
Nuestro cerebro tiene la capacidad de adaptarse y reconfigurarse, esto es neuroplasticidad.
Hay muchas evidencias científicas que demuestran los beneficios de las prácticas de la atención plena.
Permite redescubrir la quietud y el silencio, y es una herramienta que, aunque por sí sola no es suficiente, te prepara para el viaje del héroe, el redescubriendo de las partes de ti que has perdido, recuperar de la sombra todos esos rasgos y patrones que no han sido aceptados no podría hacerse si antes no se ha desarrollado la plena atención.

Se necesita mucho esfuerzo y valor, para vivir en la totalidad, la plenitud y la autenticidad.
Por suerte para los que hemos decidido hacerlo, cada vez hay más recursos y herramientas.

Namaste

Lorena S.

 

MINDFULNESS

NUESTROS PENSAMIENTOS CONTROLAN NUESTRO ADN?

www.energizate.net  LA BIOLOGÍA DE LAS CREENCIAS Y LA TIRANÍA DE LOS SAMSKARAS…

La idea común de que el ADN determina gran parte de lo que somos, no sólo nuestro color de ojos o de pelo, sino también nuestras adicciones, trastornos, o una mayor predisposición para el cáncer u otras enfermedades, dice el biólogo Bruce Lipton que es un concepto erróneo … ( y yo estoy de acuerdo en parte).

Él lo ha denominado como la Biología de las creencias.

Esto nos colocaría en una posición de víctimas, víctimas de nuestra herencia.

El problema con este sistema de creencias es que se extienda a otro nivel … al de convertirnos en no-responsables: Ah..Bueno…es que no puedo hacer nada al respecto, soy así. Es así. O como dice mi padre: Yo es que ya tengo una edad, y ya no voy a cambiar…

Según la biología de las creencias, pensar esto te haría menos poderoso que tus genes…. pero es que aún lo eres menos!

La percepción de una persona, y no la programación genética, es lo que impulsa todas las acciones en el cuerpo: En realidad es nuestra creencia la que selecciona nuestros genes, la que selecciona nuestro comportamiento….pero, sólo nuestra creencia? y ya estamos creyendo en cosas cuando estamos en el vientre de nuestra madre?, no, pero sí estamos arrastrando resonancias de vidas anteriores. Los famosos Samskaras..

Ayer, la formación que sigo fue de lo más clarificadora.

Nuestra profe, explicó la teoría de la tiranía de los Samskaras de una forma muy visual. Usando a un compañero como modelo, tomó como punto de referencia una zona en el lateral de su vientre, donde colocó su mano. Percibía la energía bloqueada, eso es lo que pasa cuando hay una cristalización en el físico-etérico, el flujo de energía disminuye, bloqueado por la densificación, el astral pide descargar y el físico acaba por somatizar, creando el síntoma por el que pide liberar esa descarga. Y ya tenemos el lio montado…

En esa zona se solapan y acumulan “traumas” pasados, físicos y emocionales, como un nudo, como un ovillo, todos apelmazados, en bucle, mezclados, aparentemente inconexos, pero todos vinculados.Como capas de cebolla. Como muñecas matryoshka.
www.energizate.netLas primeras regresiones volviendo a ese punto estarán relacionadas con elementos comunes, la toma de conciencia de esa relación irá deshaciendo el nudo, liberando energía, descargando poco a poco hasta entrar en el centro mismo, en la catarsis, en la descarga total. Esto no se hace en un día ni en dos. Y tampoco lo hace todo el mundo, porque cuando se está cerca de llegar a la más absoluta oscuridad, o dolor, la gente sale por patas, se acaban las terapias y los procesos, aparecen las barreras, “Esto no me está funcionando”… y estabas en la puerta, pero no quieres entrar. Ahí es donde está el verdadero trabajo

Y por eso, se avanza tan rápido con estas técnicas de mapeo del espacio interior y te vas encontrando mucho mejor, y muchas dolencias remiten esporádicamente, porque la energía liberada vuelve a su cauce, y permite que en los órganos que se estaban privando de ella  vuelva a fluir, y los dolores se disipan, y la luz empieza a entrar poco a poco en este envase en el que estamos, y empieza a llenarnos de lo que somos en realidad. Del SER

El cuerpo humano está compuesto de unos 65 billones de células. Hay funciones celulares independientes del ADN, no sólo no están condicionadas por él, sino que sus percepciones de estímulos ambientales lo afectan. Y este mismo principio no sólo se aplica a estímulos o factores externos, sino al poder de nuestras percepciones, y nuestras creencias CONSCIENTES, pero…y nuestras percepciones y creencias INCONSCIENTES?? Todo eso que somos, sentimos, creemos, pensamos que no sabemos por qué! de dónde nos viene! por qué reacciono así cada vez que esto o lo otro?? Porque hay mucho más, porque hay que entrar hasta dentro, hasta el fondo mismo. Sólo vemos un poquiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiitoooo…..

inconsciente

Cada dolor, cada angustia, cada reacción es un Samskara pidiendo ser liberado, descargado.

Si te haces muy consciente y prestas atención puedes incluso sentir en qué lugar del cuerpo está alojado, porque puedes notar la punzada, el pinchazo, o puede ser ya tan manifiesto como la enfermedad.

No todas las enfermedades tienen un origen astral o Samskarico, de esto ya hemos hablado, y claro que hay genética, y mucha toxicidad ahí fuera, pero estamos muy condicionados por esta astralidad.

energizate.net

 

samskaras
Esta es la tiranía de los Samskaras. Vivimos reaccionando. Siguiendo patrones adquiridos hace mucho tiempo, muchas vidas, creando resonancias que perpetúan el Samskara, para que puedas hacerlo manifiesto y observarlo por fin, para descargarlo. Y por eso caemos y caemos y repetimos las mismas experiencias, y cometemos tantas veces el mismo error, y volvemos a tropezar con la misma piedra, con el mismo tipo de pareja, con el mismo conflicto con ese compañero. Lo de “siempre”…lo de siempre.
Y nos creemos libres, y pensamos que las decisiones que tomamos, los caminos por los que vamos, los hemos elegido nosotros…

Este es el “condicionamiento” del que hablan todas las sabidurías.

Y esa es la “liberación” que pretenden. A través de multitud de técnicas que te permiten tomar contacto con esos lugares, como la meditación, el yoga, el zazen o tantas otras. Pero muchas veces sentimos que no avanzamos. Que llevamos años meditando, que entramos en silencio, que accedemos a estados metafísicos, pero seguimos estancados con determinados comportamientos.
Porque se quedan cortas, hay que ir más allá. No hay otro modo de traer esa información.

Siguiendo con la biología de las creencias, Lipton nos la resume en cinco puntos y ya añado yo el sexto:

1. La célula es como un cuerpo humano en sí mismo. Es capaz de respirar, digerir, reproducirse y otras funciones vitales. Su núcleo, que contiene los genes, ha sido considerado tradicionalmente como el centro de control, el cerebro de la célula.
Sin embargo, cuando se le retira el núcleo, la célula continúa con todas sus funciones vitales y todavía puede reconocer toxinas y nutrientes. Al parecer, el núcleo y el ADN que contiene no controlan la célula.

Los científicos asumieron hace unos 50 años que los genes controlan la biología. A mí también me ha parecido siempre muy correcto. En clase de genética compré esa historia…. pero seguimos sin tener las suposiciones correctas.

2. El ADN está controlado por el medio ambiente:

Las proteínas llevan a cabo las funciones de las células, son bloques de construcción de la vida. Durante mucho tiempo se ha pensado que el ADN controla o determina las funciones de las proteínas….pero qué tal este otro modelo? : Los estímulos ambientales que entran en contacto con la membrana celular son percibidos por proteínas receptoras en la membrana poniendo en marcha una reacción en cadena de proteínas que pasan en lo que podría ser descrito como “mensajes” a otras proteínas, para desencadenar una determinada acción en la célula.
El ADN está recubierto por una capa protectora proteica. Las señales ambientales actúan sobre ese recubrimiento, “abriéndolo” y seleccionando qué genes es necesario que sean específicamente activados, para reaccionar a tal estímulo ambiental.

No es el ADN el desencadenante de esta reacción en cadena, sino la percepción que tiene la membrana celular. Si no hay percepciones, el ADN está inactivo.

Los genes no pueden activarse o desactivarse ellos mismos. Si la célula está privada del estímulo ambiental, no sucede nada.

La vida sucede según cómo la célula responde a su medio ambiente.

3. La percepción del medio ambiente NO es necesariamente la realidad del entorno:

En 1988 se publicó en la revista NATURE el estudio de John Cairns, “El origen de los mutantes”, que demostró que las mutaciones en el ADN no eran al azar, sino que sucedían de una manera predeterminada en respuesta a las tensiones ambientales.
En cada una de nuestras células hay genes cuya función es la de volver a escribir y adaptar los genes, según sea necesario. En un gráfico que describe los resultados de Cairns en la revista, se observa cómo estaban separadas las señales ambientales de la percepción que el organismo tenía de éstas.
La percepción que tenemos del ambiente actúa como un filtro entre la realidad del medio ambiente y la reacción biológica al mismo.

LA PERCEPCIÓN RE-ESCRIBE NUESTROS GENES

4. Nuestras creencias: Nuestra elección de percibir un ambiente positivo o negativo.

energizate.netAsí como una célula tiene proteínas receptoras capaces de percibir el medio ambiente fuera de la membrana celular, los seres humanos tenemos nuestros cinco sentidos (bueo…cinco sentidos físicos pero muchos más medios de percibir, pero siendo literales, no tocaremos mucho este tema).
Estos son los que nos ayudan a determinar qué genes deben activarse para una situación dada.
Los genes son como programas en un ordenador, y estos programas se pueden dividir en dos clases: unos que se refieren al crecimiento, o la reproducción, y otros que se refieren a la protección.
Cuando una célula se encuentra con nutrientes, los genes de crecimiento se activan y utilizan. Cuando una célula se encuentra con toxinas, los genes de protección se activan y utilizan.

Una persona puede percibir un ambiente negativo, donde en realidad hay un ambiente de apoyo o positivo. Cuando esta percepción negativa activa los genes de protección, la respuesta del cuerpo de “lucha o huida”

5. Lucha o Huida:

Cuando entramos en este estado, el flujo sanguíneo se dirige lejos de los órganos vitales, hacia los miembros que se utilizan para la lucha o para salir por patas.
El sistema inmune se vuelve menos importante.
Si te paras por un momento a imaginar cuáles eran las respuestas que en su día necesitamos para huir de un león, obviamente las piernas habrían sido definitivamente mucho más importantes en esa situación, que nuestro sistema inmunológico. Por lo tanto, el cuerpo favorece las piernas y deja de lado el sistema inmune.

Así que cuando una persona percibe un ambiente negativo, el cuerpo tiende a descuidar el sistema inmune y los órganos vitales. El estrés también nos hace menos inteligentes, menos claros de mente. La parte del cerebro relacionada con los reflejos de lucha y huida está hiperactivada en detrimento de la otra, que está con la memoria y otras funciones mentales.

Cuando una persona se siente en un ambiente amoroso, el cuerpo activa genes de nutrición y crecimiento.
Esto se ha visto en estudios hechos en orfanatos de Europa del Este, donde los niños están bien nutridos y reciben una dieta adecuada, pero sin embargo tienen una total carencia de cariño y de amor. Se encuentra que muchos de ellos tienen problemas de desarrollo y de aprendizaje. También hay una alta incidencia de autismo.

Este Autismo es un claro ejemplo de genes de protección activados, como muros de contención que pretenden proteger de algo ilusorio.
A todo esto hay que sumarle la tiranía de los Samskaras. Todas esas percepciones erróneas inconscientes acumuladas de hace mucho.
Las creencias actúan como un filtro entre el entorno real y su biología.
Pero tenemos el poder de cambiar nuestra biología.
Es importante desarrollar una percepción clara, y trabajar…trabajar, trabajar!
Este trabajo amigos….no se acaba nunca!

Seguimos buscando…
Lorena S.

energizate

Antiguas entradas